0

Esqueleto humano y cada uno de sus huesos

Somos una hermosa criatura del destino, de un Dios, de un cúmulo de númenes o del simple azar. Sea como sea, en algún momento no fuimos y llegamos a ser; partimos de algo y evolucionamos ¿No nos sorprende lo especial del cuerpo? ¿No nos quita el sueño, si cavilamos algunos instantes, el ritmo cardíaco, las modificaciones endócrinas, los procesos patoógicos, los movimientos de sístole y diástole del corazón? En rigor de verdad, incluso en las imperfecciones, en los equívocos y errores somos perfectos. A continuación nos introduciremos en esa hermosa maquinaria, solo para analizar los huesos y darte información detallada, querido lector.

Funciones del esqueleto humano

El esqueleto es un sistema ¿Y qué decimos con sistema? Un conjunto de piezas óseas enlazadas, conectadas entre sí a partir de otras configuraciones anatómicas como pueden ser los ligamentos o tendones, por ejemplo. Se suele decir que a excepción de los hioides (separados, en la parte inferior del cuello), cada una de las piezas forman una continuidad.

¿Pero cuáles son las funcionalidades de los huesos? En primer lugar, iremos a lo más básico: darle morfología al mismísimo cuerpo, algo muy propio de las criaturas vertebradas. Por eso se dice, en otras palabras, que aporta un sostén mecánico al todo y a sus partes blandas. En segundo lugar posibilita la postura, es decir la bipedestación en el caso del ser humano. La tercer función es la locomoción y con esto queremos decir las marchas, el detenerse, el poder correr; movimientos con anclaje y palanca que utilizan a los músculos. Cuarto protección o contención de las mismas vísceras en sentido lato, ya que suelen ser endebles. Piénse, por ejemplo, en toda la armazón de las costillas que cubren pulmones y corazón. Asimismo, quinto, es un almacen metabólico moderando el nivel o proporción de las sales. Sexto y último (entre lo principal, claro está), los huesos coadyuvan en la trasmisión de las vibraciones. 

¿Cuantos huesos tiene el esqueleto humano?

Siempre se ha tenido la duda de cuántos huesos posee el cuerpo humano. La hesitación, naturalmente, no proviene de la ciencia que lo descubrió hace mucho tiempo, sino del humano neófito, pletórico de intrigas. Lo curioso del ser humano, hay que proferirlo, es que comienza naciendo con más huesos que tras un desarrollo se reducen en número ¿Por qué? Porque de niños muchas estructuras en adultos fusionadas se mantienen partidas, desligadas, etc. Un bebé puede llegar a tener 305 huesos, lo cual aporta una flexibilidad que colabora en su supervivencia dentro del vientre materno ¿Y el hombre? El hombre tiene 206 huesos en total, sin contar piezas dentarias, huesos suturales (cráneo) o los famosos sesamoideos.

Huesos del esqueleto humano

Cabeza (29)

Cráneo: neurocráneo

  • Hueso frontal
  • Hueso parietal
  • Hueso temporal
  • Hueso occipital
  • Hueso esfenoides
  • Hueso etmoides
  • Huesos suturales (no se tienen en cuenta a veces)

Cráneo: esplacnocráneo

  • Hueso nasal
  • Hueso lacrimal
  • Hueso palatino
  • Vómer
  • Cornete nasal inferior
  • maxilar superior
  • hueso cigomático
  • maxilar inferior

Oído medio

  • Martillo
  • Yunque
  • estribo

Cuello

  • Hueso hioides

Columna vertebral (26)

Columna cervical

  • Atlas
  • Axis
  • Tercera vértebra cervical
  • Cuarta vértebra cervical
  • Quinta vértebra cervical
  • Sexta vértebra cervical
  • Séptima vértebra cervical

Columna dorsal

  • Primera vértebra torácica
  • Segunda vértebra torácica
  • Tercera vértebra torácica
  • Cuarta vértebra torácica
  • Quinta vértebra torácica
  • Sexta vértebra torácica
  • Séptima vértebra torácica
  • Octava vértebra torácica
  • Novena vértebra torácica
  • Décima vértebra torácica
  • Undécima vértebra torácica
  • Duodécima vértebra torácica

Columna lumbar

  • Primera vértebra lumbar
  • Segunda vértebra lumbar
  • Tercera vértebra lumbar
  • Cuarta vértebra lumbar
  • Quinto vértebra lumbar

Columna sacra o coxis

  • Hueso sacro
  • coxis

Huesos de tórax (25)

  • Esternón
  • Costillas (24)
  • Costillas verdaderas (14):
  • Primera costilla verdadera (2)
  • Segunda costilla verdadera (2)
  • Tercera costilla verdadera (2)
  • Cuarta costilla verdadera (2)
  • Quinta costilla verdadera (2)
  • Sexta costilla verdadera (2)
  • Séptima costilla verdadera (2)
  • Costillas falsas (6):
  • Primera costilla falsa (2)
  • Segunda costilla falsa (2)
  • Tercera costilla falsa (2)
  • Costillas flotantes (4):
  • Primera costilla flotante (2)
  • Segunda costilla flotante (2)

Esqueleto apendicular (126)

Miembro o extremidad superior

Cintura escapular

  • Escápula u omóplato
  • clavícula

Brazo

  • Húmero

Antebrazo

  • Cúbito
  • Radio

Carpo

  • Trapecio
  • Trapezoide
  • Hueso grande
  • Ganchoso
  • Pisiforme
  • Piramidal
  • Semilunar
  • Escafoides

Metacarpo

  • Primer metacarpiano
  • Segundo metacarpiano
  • Tercero metacarpiano
  • Cuarto metacarpiano
  • Quinto metacarpiano

Falanges

  • Falanges próximas o primarias (5)
  • Falanges medias o secundarias (5)
  • Falanges distales o terciarias (5)

Miembro o extemidad inferior

Cintura pelviana

  • Coxal

Muslo

  • Fémur

Pierna

  • Rótula
  • Tibia
  • Peroné

Tarso y metatarso

  • Astrágalo
  • Calcáneo
  • Navicular
  • Cuboides
  • Cuneiformes (3)
  • Primer metatarsiano
  • Segundo metatarsiano
  • Tercero metatarsiano
  • Cuarto metatarsiano
  • Quinto metatarsiano

Falanges

  • Falanges proximales o primarias (5)
  • Falanges medias o secundarias (5)
  • Falanges distales o terciarias (5)

 

Imágenes de cada parte del esqueleto con sus nombres

 

Enfermedades de los huesos

Los huesos, como hemos observado, nos dan protección, motilidad, morfología, entre muchas otras funciones. Son tejidos vivos, en constante regeneración (y crecimiento en una etapa de la vida); pero pueden presentar ciertas patologías. A continuación detallaremos algunas:

Osteoporosos: Es una enfermedad que solemos asociar a las personas que ya tienen varios años en su espalda. El rasgo más común es el debilitamiento de los huesos, a punto de hacerlos sumamente frágiles. Pueden existir probabilidades de fracturas. Existe en los huesos una fuerte carencia tanto a nivel proteico como a nivel de las sales esenciales.

Osteogénesis imperfecta: Es una enfermedad congénita, es decir, que se produce al nacer. La consecuencia son huesos frágiles y quebradizos, lo cual se debe a la carencia de una proteína en específico: el colágeno.

Enfermedad de Paget: No se sabe aún si esta patología ósea posee un causante celular o viral. Sea como sea, estamos hablando de una verdadera revolución en el sistema óseo, ya que se genera constantemente una destrucción y restauración del mismo, en forma desordenada, lo que ocasiona deformaciones, a veces graves.

Cáncer e infecciones: En el tejido óseo se puede producir una proliferación anormal a nivel celular, lo cual puede ocasionar cáncer en los huesos. Por el lado de las infecciones, las mismas pueden deberse a hongos o bacterias, extendiéndose a músculos y piel cercana ¿Los síntomas? Hinchazón, calor, enrojecimiento, fiebre, escalofíos y el simple dolor en la zona afectada.

Otros: Los huesos también pueden padecer diversas patologías producto de la genética, de una mala nutrición o problemas en la regeneración y crecimiento a nivel óseo.

Esperamos que el artículo haya sido de ayuda, querido lector.

 

 

Agustin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *